Av Salvador N°95. Piso 4, Oficina 402, Providencia

Deformación de dientes por chupón y dedo

deformación de dientes por chupón y dedos

Compártelo en tus redes

[et_pb_section admin_label=»section»] [et_pb_row admin_label=»row»] [et_pb_column type=»4_4″][et_pb_text admin_label=»Text»]

Como padre seguramente has escuchado mil y un teorías sobre lo recomendable o no que es el chupón en tu bebé. En este artículo te vamos a enumerar las diversas consecuencias que trae este hábito; uno de ellos es la deformación de dientes por chupón o por chuparse el dedo.

La deformación de dientes por chupón o por chuparse el dedo solo puede ocurrir si el hábito supera los 24 meses. Ya que la deformación ocurre cuando se ejerce presión constante por un tiempo prolongado. La ventaja que tienen los infantes es que los dientes pueden recolocarse si el hábito es identificado a tiempo.

Uso del chupón

El niño succionará el chupón como lo hace para ingerir sus alimentos; esto es lo que logra calmarlo y la razón por la que los padres llegan a este instrumento. No obstante, la deformación de dientes por chupón afecta a los dientes centrales inferiores hacia dentro. Por su parte, los dientes del maxilar superior de la misma zona tenderán a separarse y sobresalir hacia afuera.

Con el transcurrir del tiempo los caninos chocarán entre ellos y harán que ambas arcadas, superior e inferior, no cierren correctamente. A esta mal oclusión se le conoce como mordida abierta, lo que traerá problemas para digerir los alimentos y mala articulación temporomandibular.

Asimismo, la articulación de succión de chupón pone en movimiento una serie de músculos que delinean las líneas inferiores y superiores en un efecto cruzado; esto se traduce en una pérdida del paralelismo entre los dientes.

Cómo quitar el chupón

Si te has preguntado cómo evitar la deformación de dientes por chupón, debes tener claro que tienes que quitarle el hábito del chupón antes de los dos años. De este modo el cuerpo del niño podrá reubicar los dientes, pero seguro te has preguntado ¿cómo lograrlo?

  • Identifica cuándo tu hijo te pide el chupón y ofrécele una alternativa cuando lo haga.
  • Procura no mojar el chupón en miel o azúcar porque esto actuará en su contra ocasionándole caries y adicción.
  • Actúa en dos etapas una supresión diurna y luego una nocturna
  • No se lo quites con regaños o golpes, explícale el por qué debe dejarlo por lo menos durante el día en la primera etapa.
  • Cuéntale un cuento o realiza un ritual para que deje el chupón durante la noche; la primera táctica lo distrae, pero la segunda deberás hablar con él o ella explicándole que es una etapa que debe dejar para crecer.
  • No utilizar chupones desgastados que puedan ocasionar hongos, esto podrás explicárselo y decirle que cambie por otro juguete que lo acompañe.

Puede que en el transcurso de quitarle el chupón adopte el dedo como medida paliativa o, contrariamente, que por evitar que chupe dedo introduzcamos el chupón como sustituto. En estos casos es peor que se chupe el dedo o los dedos porque es más difícil quitárselo

Dientes deformados por dedo

Existen bebés que succionan su dedo desde que están en el vientre materno. Este reflejo de succión los calma y los salva de la muerte súbita con tan pocos meses de vida. Ya al nacer su reflejo de succión se traslada al amamantamiento, pero tampoco es recomendable que pase mucho tiempo allí. Aun cuando el chupón sirva como técnica para quitarle el hábito de succión de dedo es preferible que lo abandone luego de los dos años.

Es posible que estos niños combinen el uso del chupón y el del dedo, incluso, que deje el primero antes que el segundo. Estos niños pueden seguir chupándose el dedo hasta más allá de los 5 o 6 años y esto sí supone una deformidad de los dientes y el paladar.

Chuparse el dedo puede deformar el dedo pulgar y ocasionar mal oclusión en la mordida. Por lo general, los dientes se adaptarán al dedo y permitirán el espacio necesario para que este calce en la boca. Así creará dientes volados hacia afuera o separados entre sí, deformando una posible sonrisa.

Si ya eres un adulto y tuviste cualquiera de estos problemas de pequeño; o eres padre de algún pequeño que supera los dos años y observas desmejora en su dentadura ven a Dentistas por Chile. Agenda tu cita en nuestra consulta dental y solicita el presupuesto para tu tratamiento de ortodoncia, al mejor

[/et_pb_text][/et_pb_column] [/et_pb_row] [/et_pb_section]
Signos del deterioro dental
Relevantes

4 tipos de desgaste dental

Hay lesiones que pueden arruinar nuestra sonrisa, por ello te mencionaremos los 4 tipos de desgaste dental que pueden estar amenazando la salud de tu